Arbol vecino invade mi propiedad

Arbol vecino invade mi propiedad

Leyes del árbol muerto en la propiedad del vecino

Los árboles son una disputa común entre vecinos. Las disputas sobre árboles pueden adoptar muchas formas, como árboles que caen en la propiedad de un vecino y causan daños o circunstancias en las que el árbol de un vecino bloquea lo que sería una vista escénica o de otro modo agradable. En algunos casos, el árbol de un vecino puede bloquear la vista de algo desagradable – como un lugar de recogida de basura o una autopista – y la tala de árboles también puede causar fricciones.

A menudo existe cierta confusión sobre los derechos y responsabilidades de los vecinos con respecto a los árboles que se encuentran en los límites de la propiedad o cuyas ramas se extienden hacia la propiedad de otro. Como regla general, el propietario de la finca donde se encuentra el tronco es el dueño del árbol.

Los vecinos son libres de podar las ramas que se extienden dentro de su propiedad, pero pueden ser considerados responsables de cualquier poda más allá de la línea de propiedad. Y si un vecino daña su árbol, aunque sea sin querer, puede ser responsable de hasta tres veces el valor de reposición. Sin embargo, los vecinos no son libres de recoger los frutos de los árboles de sus vecinos, incluso si cuelgan sobre su propiedad.

  Lledoners árbol

¿Puede mi vecino cortar mi árbol sin preguntar?

Hay un dicho que dice: “Las buenas vallas hacen buenos vecinos”. Para muchas personas, esto puede ser cierto. Sin embargo, hay vecinos que no respetan las buenas vallas ni ninguna otra frontera. Cuando un vecino invade ilegalmente su propiedad, usted tiene opciones según el tipo de infracción.

El primer paso para solucionar esto es hablar con su vecino y luego comparar las copias de las escrituras. El texto exacto de las escrituras debería indicarle dónde están los límites de su propiedad. Si no es así, tendrá que aceptar pagar un estudio topográfico. El hecho de que lo pague usted mismo o llegue a un acuerdo con el vecino dependerá del estado de su relación con esa persona.

Muchas comunidades de propietarios ofrecen servicios de mediación. Si la suya no lo hace, puede contratar a un mediador privado que le ayude a resolver los problemas de invasión. De lo contrario, tendrá que acudir a los tribunales para que un juez ordene al vecino que guarde sus cosas al lado.

Algunas disputas entre vecinos tienen una raíz natural: los árboles. Las ramas cuelgan sobre la valla que has construido o se rompen y caen en tu jardín. Puede que las raíces se cuelen en tu propiedad. Si el árbol está en un límite, la mayoría de los estados no permiten que ninguna de las partes lo destruya.

¿Puedo tirar las ramas de los árboles de los vecinos en su patio?

Los árboles son fuentes de belleza, así como frecuentes fuentes de conflicto entre vecinos. El árbol de un vecino puede crecer de manera que las ramas o las raíces invadan su jardín, causando daños reales o potenciales. Si te enfrentas a una situación de este tipo, conoce tus derechos para poder decidir cómo abordarla.

  Arbol silvestre de cuba

Antes de empezar a podar, notifique a su vecino para darle la oportunidad de solucionar el problema. Si el vecino no toma medidas, puedes podar las ramas tú mismo, siempre que no cortes ninguna rama más allá del límite de la propiedad ni recortes el árbol tanto como para que se vea afectada su integridad estructural o su aspecto estético. No puede entrar en la propiedad de su vecino para podar las ramas a menos que exista un riesgo de daño inminente y grave.

Las ramas de los árboles de un vecino que invaden su jardín pueden hacer que las hojas y las bellotas ensucien su césped y obstruyan sus canalones. El vecino no es responsable de las hojas o bellotas caídas, ya que son fenómenos naturales, pero usted puede recortar las ramas que se extienden hacia su propiedad.

Los árboles del vecino sobresalen de mi propiedad

Como ya comentamos en nuestro artículo sobre las molestias, los propietarios tienen ciertos deberes de mantener y utilizar su propiedad de forma que no constituya una molestia ni para otros propietarios cercanos ni para el público. Los casos tradicionales se referían a un uso inadecuado (una granja de cerdos malolientes en una zona residencial o una taberna junto a una escuela) o a un uso odioso (ruidos fuertes que hacen que los locales colindantes sean desagradables para vivir, etc.)

  Arbol resistente al fuego

Una de las “molestias” que se alega a menudo es la invasión de árboles, arbustos y otra vegetación de una parcela a otra contigua. Esta cuestión puede convertirse fácilmente en una cuestión emocional, ya que el propietario ama un gran árbol de edad avanzada, mientras que el vecino colindante se queja de las ramas que sobresalen de la propiedad.

En California existe una amplia autoridad legal para responder a estas cuestiones y este artículo analiza tanto la ley… como algunas consideraciones prácticas que un propietario puede querer tener en cuenta antes de sacar la motosierra.

En California se impone al propietario de un terreno la obligación de evitar las molestias que puedan afectar negativamente a la propiedad de un propietario colindante. Las “molestias” suelen definirse como una interferencia sustancial con el “derecho de uso y disfrute” del terreno y pueden tener un origen intencionado o negligente. Algunas molestias imponen una grave responsabilidad legal si implican condiciones o sustancias peligrosas.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad